El bebé de Bridget Jones: cómo ser madre soltera después de los 40

La soltera de oro regresa a las grandes pantallas envuelta en críticas debido a un corte muy poco feminista en su guión. Sin embargo, si que hay algo que está a la orden del día. Se trata de que el bebé de Bridget Jones es el fruto de una noche loca. Ella decide tenerlo y por ello comienza la lucha de ser madre soltera en la era millenial. El gran problema es que Bridget tiene 43 años, una carrera exitosa y su vida solucionada. Esa situación la están viviendo muchas mujeres y hombres actualmente. ¿Cómo sobreviven a ser madre o padre soltero cuando tienen una carrera profesional y una vida ya ordenada?

El bebé de Bridget Jones o cómo ser madre soltera después de los 40

El bebé de Bridget Jones: cómo ser madre soltera después de los 40

1#Cuidado con idealizar la maternidad

Un error común entre las mujeres que tienen hijos tan tarde se encuentra, según los expertos psicológos, en que el anhelo de tener un hijo durante más de dos décadas puede traer un estado de idealización. Este es similar al amor platónico. Por eso, antes de nada, debes recordar que tener un hijo es una bella experiencia pero también es traumática, va a poner patas arriba tu mundo y te cambiará para siempre.

2#Hazte a la idea de que tu maternidad no va a ser perfecta

Aunque es una idea muy generalizada, no tiene nada que ver la edad con la que tengas un hijo (dentro de unos límites de entre 20-45 años) para que seas mejor o peor madre. Tampoco te tienes que exigir más que una madre más joven. No eres perfecta y no necesitas serlo.

3#Habrá veces que te sacará de quicio…más que si tuvieras 20 años

No nos engañemos. Aguantamos más cuando somos más jóvenes. Con 40 años tienes una rutina establecida, unas aficiones que te encantan, las salidas con las amigas y los viajes en solitario que tan Zen te hacen sentir. Si tienes un hijo todo eso se acabo. Pero, en plan, se acabó hasta los 60 años como mínimo. Antes de ser madre soltera te tienes que mentalizar de esto.

4#La amistad y la familia, más importantes que nunca

Si hay algo maravilloso de ser madre soltera a los 40 es que tus familiares y amigas ya tuvieron hijos en su mayoría o están en una fase de mayor madurez que si tienes un hijo con 20 años. De hecho, muchas amistades se rompen cuando,a  los veinte años, una joven tiene un hijo y sus amigas están en otra fase – la universitaria -. En este caso, no sucederá así. Tendrás un apoyo incondicional por parte de los tuyos.

 

(Visitado 1 veces, 2 visitas hoy)

You may also like...

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.