Cómo celebrar el día de San Valentín con niños

Si ya tienes preparado el día de San Valentín romántico con tu pareja y, de repente, recuerdas que tienes peques y que no podrás vivirlo como esperabas, ¡Tranquilidad! De hecho, puede que sea, incluso, mejor. Descubre cómo disfrutar un día en familia inolvidable y que sea también el San Valentín más romántico.

Un día de San Valentín con niños familiar y romántico

San Valentín en familia

Te preguntarás si realmente es posible que un día de San Valentín en familia pueda ser, también romántico. Te explicamos cómo.

Traslada el Día de San Valentín a un domingo

San Valentín en familia

Está demostrado que es el día en el que los trabajadores están más relajados. Además, los niños no tendrán colegio y será mucho más fácil que disfruten de este día especial.

Desayuno en familia con mucho amor

Sabemos lo que es el día a día en una familia. ¿Cuántas veces podéis sentaros a desayunar juntos? Compra unos pasteles o haz un gran desayuno y sentaos todos juntos a la mesa.

Mañana de paseo con niños

¿Por qué un Día de San Valentín romántico no puede ser ver corretear a los peques, felices, mientras vosotros estáis sujetos de la mano? Este es un plan que no os decepcionará.

A hacer un picnic(si hace malo…en el salón)

A los peques les encantará. Y a vosotros también. Haced un picnic de patés o quesos en el suelo. El único requisito es que no halla ningún aparato electrónico. Por un día, los niños y los adultos harán cosas juntos.

Tarde de manualidades

San Valentín en familia

Se ha puesto de moda que los niños intervengan en este tipo de situaciones ya que, muchas veces, no quieren dejarlos con los abuelos o con un niñero. Por eso, una tarde haciendo manualidades relacionadas con el día de San Valentín será perfecto. Hay infinidad de propuestas de DIY (do it yourself) y, de hecho, resultarán tremendamente atractivas para todas las familias que deseen pasar tiempo juntas y, sobre todo, pasar tiempo de calidad.

Y ahora…es vuestro momento

En algún momento del día si que os recomendamos que contratéis los servicios de un niñero o solicitéis ayuda a algún familiar. Es vuestra tarde a solas. Podéis ir juntos a un spa, ir al cine y a cenar después…etc. Y aunque tengáis que ser un poco como Cenicienta, os quedará una sensación mágica acerca del día tan completo que habéis vivido. Además de todo esto los peques dormirán como lirones aunque, esperad, vosotros también.

You may also like...

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Más información.